Para Qué Sirven Los Antibióticos?

antibioticos para que sirven

Los antibióticos, son sustancias químicas producidas por un ser vivo o derivado sintético, encargado atacar cierto tipo de bacterias, impedir el crecimiento de algunos microorganismos y así combatir y curar infecciones que pueden poner en riesgo nuestra salud.

Este tipo de medicamentos, solo funciona contra las bacterias, no combaten infecciones causadas por virus, por lo que no resultan efectivos para: gripe, resfriados, tos, bronquitis o dolor de garganta (algunos) se deben tomar antivirales.

Mal uso de los antibióticos

Cuando se trata de un virus, seguir un tratamiento con antibióticos puede ser riesgoso. Al tomar antibióticos cuando no se necesita, se corre el riesgo de aumentar las posibilidades de que las bacterias presentes en el cuerpo se hagan resistentes al medicamento.

Para un buen uso de los antibióticos es vital seguir los siguientes consejos:

  1. Acuda a un médico especialista y siga cuidadosamente sus instrucciones.
  2. Aunque se sienta mejor, termine con el tratamiento.
  3. No guarde antibióticos para otro momento.
  4. No consuma la receta de otra persona, ni se automedique.
  5. Detener abruptamente el tratamiento, ocasiona que algunas bacterias sobrevivan en su cuerpo y podrían reinfectarlo, debe concluir la dosis.

Entre las enfermedades que se tratan con antibioticos son las causadas por bacterias como: dolor del estomago, dolor de garganta, de no ser tratadas pueden ocasionar ser virus en infección en vias urinarias, infección de oído. Cabe recordar que en el cuerpo tenemos muchas bacterias que son inofensivas pero las peligrosas deben de ser tratadas con medicamento.

Presentaciones de los antibióticos

Según sea la infección bacteriana que usted presente, va a necesitar de antibióticos orales para casos de menor gravedad, o por vía intravenosa o intramuscular, si se trata de una condición más grave. Puede ser el activo penicilina, cefalosporin, eritromicina, tetraciclina, amoxicilina.

En el caso de las presentaciones vía oral, deben tomarse hasta que las bacterias causantes de la complicación hayan sido eliminadas del organismo. Para ello, se puede requerir la continuación del tratamiento varios días después de que han desaparecido los síntomas.

para que antibioticos

Por lo general, es poco común que se prescriban tratamientos con antibióticos durante menos de 5 días. Dependiendo de su acción, los antibióticos se clasifican como: Antibióticos de bajo espectro (afecta a grupos pequeños de gérmenes) y antibióticos de amplio espectro (afecta a grandes grupos de gérmenes).

Advertencias y precauciones sobre los antibióticos

  • No tome antibióticos por su cuenta, sin la prescripción de un médico, siga todas las indicaciones.
  • Los efectos secundarios más frecuentes de los antibióticos incluyen: sarpullido, diarrea, náuseas, candidiasis, entre otros.
  • Casos más graves de efectos secundarios pueden ser: alteración de la función de los riñones, el hígado, la médula ósea u otros órganos.
  • Los antibióticos no son apropiados para cualquier tipo de infección.
  • Establezca un horario para que sea más fácil cumplir con el tratamiento.
  • Evite interrumpir el tratamiento, aunque desaparezcan los síntomas de la enfermedad (tos, fiebre, etcétera) siempre que el médico así lo indique.
  • Las resistencias de las bacterias pueden aumentar, y la eficacia de los antibióticos disminuir, cuando estos se toman a dosis incorrectas o de forma irregular.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!