Para Que Sirve La Nimesulida?

Para Que Sirve la Nimesulida?

La nimesulida es un medicamento antiinflamatorio (no esteroideo) que también posee propiedades analgésicas y antipiréticas. Su mecanismo de acción se deriva básicamente de la inhibición de la síntesis de prostaglandinas, que al igual que otros AINE, bloquea a la ciclooxigenasa interfiriendo así en la cascada metabólica del ácido araquidónico. Por otra parte, también actúa sobre el centro termorregulador hipotalámico en el SNC, las endorfinas intermediarias del dolor y sobre los neurorreceptores. Su metabolización se produce a través del hígado; resultando muy rápida y completa, para luego ser desechado por vía urinaria.

Este fármaco; al igual que otros medicamentos, puede encontrarse en diferentes presentaciones como: tabletas, gotas, suspensión oral, gel de uso tópico y supositorios. Está indicado para el tratamiento de: faringitis, dismenorrea primaria, artritis, artrosis, bursitis, fracturas, tendinitis, periartritis, reumatismo, esguinces, osteoartritis, tromboflebitis, otitis media, amigdalitis, desórdenes ginecológicos, pulpitis, mastitis, alveolitis, anexitis y el dolor, inflamación y la fiebre que producen algunas infecciones agudas de las vías respiratorias superiores.

Prohibición de comercialización de la nimesulida

La nimesulida comenzó a comercializarse en el año 1985 por “Aulin & Mesulid” en por lo menos 50 países y sus beneficios y riegos han sido desde entonces objeto de numerosas investigaciones que, entre otras cosas, han demostrado que este medicamento; en su presentación pediátrica, ocasiona reacciones graves a nivel hepático en los pacientes que lo utilizan. De hecho, por esta razón nunca ha sido aprobada  por la Agencia de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA) y ha sido suspendida la comercialización/distribución en países como: Alemania, España, Estados Unidos, México, entre otros tantos.

En México; por ejemplo, la medida de suspensión fue tomada el 24 de octubre del año 2012 luego de que diferentes investigaciones aseguraran que la nimesulida de uso pediátrico  era una sustancia tóxica para el hígado de los consumidores, especialmente en los menores de 12 años. Razón por la cual la Comisión Federal de Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) emitió un comunicado y especificó que dicha medida se había tomado con el fin de que las autoridades competentes realizaran las respectivas labores de vigilancia en los establecimientos comerciales encargados de vender la nimesulida y fueran retirados todos lotes del producto.

La suspensión en todos los casos ha sido solo de la presentación pediátrica, aún se permite el uso del fármaco en adultos siempre y cuando sea bajo estricta vigilancia médica. Sin embargo, en la India no se reconocen tales contraindicaciones y la nimesulida sigue usándose en niños.

Para Que Sirve la Nimesulida? 2

Posología y vías de administración de la nimesulida

La dosis y la duración del tratamiento con nimesulida dependerán de la gravedad de la enfermedad y solo podrá ser administrado en pacientes a partir de los 3 años de edad bajo estricta prescripción médica.

Adultos: 1 a 2 tabletas cada 12 horas dependiendo de la enfermedad y la respuesta del paciente ante el tratamiento. La administración no debe hacerse en períodos superiores a 7 días.

Ancianos: no deben excederse de 1 comprimido o tableta de 100mg 2 veces al día. La dosis podrá ajustarse de acuerdo al estado de la función renal del paciente.

Niños: de 3 a 5 mg/kg divididos en 2 tomas, usando las presentaciones pediátricas (suspensión o gotas).

Dismenorrea: 1 tableta cada 12 horas por 10 días. Comenzando el tratamiento de 3 a 5 días previos al sangrado.

Gel: debe aplicarse dos veces al día en la zona afectada.

Advertencias y precauciones sobre la nimesulida

  • Mantenga este medicamento fuera del alcance de los niños.
  • La nimesulida se adquiere únicamente bajo receta médica.
  • Notifique a su doctor si es alérgico a este principio activo, al ácido acetilsalicílico u otro medicamento antiinflamatorio no esteroideo.
  • La administración de este fármaco está contraindicada en personas que padezcan: insuficiencia cardíaca, renal y hepática, úlcera gastroduodenal, citopenias, hipertensión arterial severa o hemorragia gastrointestinal activa.
  • Las personas más propensas a presentar efectos adversos con nimesulida son aquellas que poseen historia de: diabetes mellitus, alcoholismo, hepatitis, sangrado rectal, diverticulitis, colitis, enfermedad de Crohn, hemorroides, enfermedad renal, lupus eritematoso sistémico y los fumadores.
  • No se recomienda el uso de este medicamento en mujeres embarazadas, en etapa de lactancia y en niños menores de 3 años.
  • En caso de producirse una sobredosis lo mejor será inducir el vómito y comunicarse lo más pronto posible con su doctor ya que podría necesitar una evaluación, un lavado gástrico y la administración de carbón activado.
  • Tome este medicamento preferiblemente después de los alimentos, aunque su absorción por vía oral no se vea afectada por la presencia de los mismos.
  • Durante los tratamientos prolongados será necesaria la realización de un monitoreo periódico de las pruebas hepáticas.
  • Debe tenerse especial cuidado al usar este fármaco en pacientes que padezcan asma o síndrome de hiperreactividad bronquial.
  • Hágale saber a su doctor de todas las medicinas o suplementos que está tomando ya que se podrían presentar interacciones con: anticoagulantes, antihipertensivos, furosemida, metotrexato, glucósidos digitálicos, ciclosporina y sales de litio.
  • No tome este medicamento si usted padece una insuficiencia renal grave.
  • Este fármaco no produce alteraciones en los valores de las pruebas de laboratorio.
  • Si llega a experimentar mareos, vértigos, o somnolencia después de haber ingerido este medicamento no opere maquinaria pesada ni conduzca.
  • Indíquele a su doctor si está bajo investigación o tratamiento de infertilidad, ya que es muy probable que deba considerarse la suspensión del tratamiento con nimesulida.
  • Sin importar cuál sea la presentación de este fármaco consérvelo en un lugar seco a una temperatura que no supere los 30° C.
  • No use este medicamento una vez que haya pasado su fecha de caducidad.

Para que sirve la nimesulida 3

Efectos secundarios de la nimesulida

Normalmente la nimesulida es bien tolerada por nuestro organismo si se cumple la dosis recomendada; sin embargo, se han presentado casos en donde manifiestan los siguientes efectos adversos: náuseas, vómitos, diarrea, pirosis, erupciones cutáneas de tipo alérgico, vértigo, somnolencia, sangrado gastrointestinal, prurito, rash, cefalea, sudoración excesiva, trastornos del sueño, úlceras pépticas, trastornos de la visión, sensibilidad, elevación de enzimas hepáticas y gastralgias leves y transitorias.

Sin importar cuál de estos síntomas presente o la intensidad con que se manifiesten, es vital que se comunique con su médico tratante a la mayor brevedad posible y evite la automedicación. También te puede interesar leer para que sirve la azitromicina, para que sirve el bezafibrato y para que sirve la cetirizina.

Un Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!