Para Que Sirve La Fluoxetina?

Para Que Sirve La Fluoxetina

Cuando el paciente presenta cuadros de depresión, trastorno obsesivo compulsivo, trastornos alimenticios y/o ataques de pánico, son los cuadros médicos más comunes que llevan a la indicación de fluoxetina, también llamada Prozan.

Esta droga también es tenida en cuenta para tratar casos de trastorno disfórico premenstrual, aliviando los síntomas clásicos de éste, como el cambio repentino de humor, la irritabilidad, la inflamación y el aumento de la sensibilidad de los senos. Esto se debe a que, gracias a los componentes de la fluoxetina, se es capaz de conseguir el aumento de concentraciones de serotonina, la cual es la sustancia natural que presenta el cerebro y que permite el equilibrio mental.

¿Cómo es el modo de empleo de la fluoxetina?

La fluoxetina viene en diferentes presentaciones. Pueden adquirirlas en cápsulas, tabletas, cápsulas de liberación retardada o en solución. Sea cual sea la presentación elegida por el paciente, este medicamento no requiere de alimentos en el momento de su ingesta. De todos modos, quizás te interese saber para qué sirve el levofloxacino.

Por lo general, se receta una vez al día, especialmente durante las primeras horas del día o bien, dos veces por día: La primera por la mañana y luego otra dosis al mediodía. Sin embargo, si se cuenta con la presentación de cápsulas de efecto retardado, éstas suelen tener una frecuencia de consumo de una vez por semana.

Con la pequeña salvedad de las cápsulas de efecto retardado, la fluoxetina es un medicamento que se toma, generalmente, una vez al día, todos los días o durante un período especifico del mes. Sea cual sea el caso específico, es sumamente importante seguir las indicaciones precisas del médico o farmacéutico, y no agregar ni quitar dosis de las indicadas. Elija un horario en el que le sea cómodo todos los días y tome el medicamento todos los días a la misma hora.

Debido al gran poder de este medicamento, es normal si el profesional a cargo intenta acostumbrar al organismo con dosis progresivas, iniciando el tratamiento con dosis bajas para ir aumentando hasta llegar a la dosis necesaria para el tratamiento que necesita el paciente.

Lo positivo en el cuerpo puede llegar a tardar entre 4 y 5 emanas en ser notado por el paciente. Sin embargo —y es sumamente importante tenerlo en cuenta— no deje de tomar la droga, aunque se sienta bien. Para terminar el tratamiento, se debe hacer de manera gradual con indicaciones especificas del médico, ya que si se interrumpe el tratamiento de manera abrupta, el paciente podrá contar con síntomas de abstinencia como irritabilidad, agitación, mareos, entumecimiento u hormigueos en las manos o los pies, ansiedad, confusión, dolores intensos de cabeza, mucho cansancio y grandes dificultades para concebir el sueño o para conseguir dormir sin interrupciones.

¿La fluoxetina tiene otros usos médicos además de los indicados?

Además de los ataques de pánico, trastornos alimenticios, depresión, síntomas premenstruales y trastornos obsesivos compulsivos, este medicamento también es tomado en cuenta para el tratamiento de alcoholismo, trastorno por déficit de atención, trastorno de personalidad fronteriza, trastornos del sueño, dolores de cabeza, enfermedades mentales, trastornos de estrés postraumáticos, síndrome de Tourette, obesidad, problemas sexuales y fobias. Sin embargo, si siente que es lo ideal para usted como paciente, es sumamente importante que consulte con el médico, previamente, los posibles riesgos que puede tener al usar el medicamento.

La Fluoxetina

¿Qué precauciones debo tener al llevar un tratamiento con fluoxetina?

Antes de comenzar con un tratamiento con fluoxetina, debe tener en cuenta las siguientes precauciones. En primer lugar, no olvide dar a conocer al médico si presenta alergias a esta droga o a alguna otra, ya que es información muy importante para poder tener un tratamiento exitoso.

Además, en el caso de que esté tomando otro medicamento, como pimozida, tioridazina o cualquier inhibidor de la monoameno oxidasa, tales como lo son el isocarboxazida, fenelzina, selegilina o tranilcipromina, esto debe ser informado, incluso si el tratamiento terminó dos semanas previas al inicio del nuevo tratamiento.

Además, no deje de mencionar las siguientes drogas en el caso de que las esté o las haya consumido recientemente: alprazolam, anticoagulante como warfarina, fluconazol, ketoconazol y voriconazol, elevadores del estado de ánimo como amitriptilina, amoxapina, clomipramina, desipramina, doxepina, imipramina, nortriptilina, protriptilina y trimipramina; aspirina y otros fármacos antiinflamatorios no esteroides como felbamato; ibuprofeno y naproxeno; diazepam; digoxina; diuréticos; linezolida; fluvastatina; cimetidina; etravirina; fluvoxamina, fenitoína, inhibidores de la bomba de protones, como esomeprazol, y omeprazoltamoxifeno, ticlid, tolbutamida y torsemida.

También mencione al profesional si consume flecainida, insulina o medicamentos orales para la diabetes; litio, medicamentos para la ansiedad y la enfermedad de Parkinson; el azul de metileno; medicamentos para la enfermedad mental, como clozapina y haloperidol, medicamentos para la migraña, como almotriptán, eletriptán, frovatriptán, naratriptán, rizatriptán, sumatriptán y zolmitriptán; medicamentos para las convulsiones, como carbamazepina y fenitoína; sedantes; sibutramina; píldoras para dormir; tramadol; tranquilizantes y vinblastina.

Fluoxetina

Es importante hacer saber al médico si está tomando suplementos nutricionales o herbarios antes de comenzar el tratamiento con fluoxetina.

Además, si está recibiendo terapia electroconvulsiva, si tuvo problemas de corazón recientemente, si es diabético, convulsivo o cuenta con alguna enfermedad del hígado o corazón, también es de vital importancia informarlo.

En el caso de embarazo o lactancia, es importante que el médico esté enterado, dada la importancia de la droga en el organismo. Si usted está bajo tratamiento con fluoxetina y queda embarazada, llame inmediatamente a su médico. Quizás te interese saber para qué sirven los estrógenos.

En caso de olvidar una dosis de fluoexetina, ¿qué debo hacer?

En el caso de haber olvidado tomar una dosis, tómela cuando lo recuerde. Sin embargo, si ya está próximo el horario de la próxima dosis, simplemente déjela pasar y continúe el tratamiento como viene haciéndolo. Es importante destacar que no debe tomar una dosis doble por haberse olvidado, ya que tendrá efectos contraproducentes.

Efectos secundarios de la fluoxetina

Entre algunos de los efectos secundarios que puede provocar la fluoxetina, se encuentran el nerviosismo, náuseas, sequedad en la boca, dolor de garganta, somnolencia, debilidad, temblor incontrolable de alguna parte del cuerpo, pérdida de apetito, pérdida de peso, cambios en el deseo sexual, sarpullido, urticaria, fiebre y dolor articular, entre otros. Para qué sirve la cortisona puede serte útil.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!